EL COVID-19 NOM I. ESTA ES OTRA VERDAD. LAS SEÑALES ESTÁN DADAS

“PROGRAMA DE EXTERMINIO MASIVO SIGNIFICA COVID-19[1]”

  “… y habrá pestilencias,…” “Y todas estas cosas, principio de dolores” 2.

“Si vosotros permaneciereis en mi palabra, seréis verdaderamente mis discípulos; Y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres”3.

En tres partes haré esta presentación referente a todo el engaño que se nos ha presentado respecto de la pandemia producida por el llamado coronavirus 2 (SARS-CoV-2) o COVIC-19. Todo lo que aquí escribo es VERDAD y está sustentada en la palabra de Dios y en testimonios de hombres científicos estudiosos del tema. Créelo porque todo esto es CIERTO.

Cuando leemos la palabra de Dios debemos darle el entendimiento a lo escrito. Obsérvese que Dios no dijo lanzaré contra ti pestilencias. La razón sencilla es porque El no lanzó estas pestilencias. Esto no es producto de Dios. Es el hombre mismo que ha provocado todo esto. El hombre trazó su propio destino sin contar Dios y Él permitió que el hombre hiciese según su corazón (porque conoce nuestros pensamientos y deseos) y observando lo que iba a devenir lo permitió, pues claro en su palabra está: “¿quién será aquel que diga que sucedió algo que el Señor no mandó? y dejó como señal”[2]. Dios lo sabe todo, lo conoce todo.

Poco a poco la verdad se ha ido conociendo, develando. No hay nada que queda oculto.

La humanidad ha pasado por multitud de pestilencias después de la crucifixión del señor tal y como Él lo había dicho. Todas las pandemias han sido producto del hombre. Los miles millones de muertos producidos en guerras, en masacres, cuerpos en estados de descomposición; la suciedad del hombre, las relaciones homosexuales y de los hombres con animales; de la misma dominación del hombre contra el hombre (esclavitud); resultado en la conquista de continentes, naciones, pueblos y dominación de sus pobladores (caso de América y la plaga llevada por los españoles matando, desapareciendo a la población indígena); producto de la alimentación con animales que el hombre no debe consumir; y en general, por cantidad de comportamientos y conductas desordenadas por el mismo hombre.

El diccionario bíblico[3] define la pestilencia como enfermedad contagiosa o infecciosa que alcanza proporciones epidémicas. En la biblia, como lo menciona la fuente anterior, aparecen en el Antiguo testamento[4] y se asocia con los términos “espada” y “hambre” y por el tiempo de Jeremías y de Ezequiel las pestilencias serían una señal del regreso de Cristo[5] según Él mismo anunció. Efectivamente ha habido muchas pestes[6].

¿Cuál es el fin del coronavirus COVID-19?

Por ser una pestilencia, una contaminación, una enfermedad contagiosa que lleva a la muerte por medio del contagió de los pulmones y cuya enfermedad hace metástasis a otros órganos del cuerpo humano.  Con ella se busca reducir la población mundial y controlar la humanidad, esclavizarla, bajo el control de un GOBIERNO MUNDIAL, como ha sido la pretensión de hace más de 50 años, por un grupo clandestino económico-empresarial que son marioneta de Satanás y puerta de ingreso por la venida del Anticristo. Esa esclavitud será a través de la llamada vacuna y de un chip que se le será inoculado a los seres humanos con apoyo de la ONU, del Vaticano y de las mismas naciones a través de mandato legal.

El llamado coronavirus fue descubierto en 1962 Dorothy Hamre y John J. Procknow del Departamento de Medicina de la Universidad de Chicago encontraron este virus con base a estudio que realizaron en virtud a que varios estudiantes de medicina que estaban estudiado los efectos de los virus en los órganos. Para esa época se conocía era el Rinovirus. Es así que tomando unas muestras de las fosas nasales de estos estudiantes e inoculando estos en un pedazo de riñón humano observaban como había ciertos patrones de inflamación y encontraron que la inflamación era diferente que el del rinovirus. Eso permitió detectar el nacimiento de un nuevo virus. No se sabía que era pero se sabía que era algo del tracto respiratorio y se podía transmitir de humano a humano.

En 1967 Jude D. Almeida[7], a través del microscopio convencional, logra tomar la primera fotografía del virus y su estructura de corona, pero no en una imagen como la conocemos hoy por los microscopios electrónicos y de electrones.

Pasados los años se identifican otros grupos de este virus como: el GammaCov, que ataca aves grandes y mamíferos y marinos; el DeltaCov, sólo ataca aves; el Alfa y BetaCov que atacan ganado bovino, porcino, animales de compañía, murciélagos y en especial al ser humano. El agente causal al ser humano es el BetaCov que antes no daba problema alguno ya que era un resfriado común.

En el año 2002 fallecieron personas por neumonía atípica. Para esa época China afrontaba el surgimiento de una neumonía más potente, más letal, donde miles de personas fueron contagiadas y murieron centenares.[8]

En 2012 se presenta nuevamente este virus BetaCov ya en el medio oriente, como ya lo manifesté.

El virus del 2019-2020 es el mismo BetaCov pero mutado y se le ha llamado N-Cov 2019. Sin embargo la ONU a través de la Organización Mundial de Salud (OMS), el 11 de febrero de 2020, le llamó COVID-19[9]. “Tenemos un nombre para la enfermedad: es covid-19”, dijo el director de la organización, Tedros Adhanom. De acuerdo a la explicación de la OMS, el nuevo nombre se toma de las palabras “corona”, “virus” y disease (enfermedad en inglés), mientras que 19 representa el año en que surgió (el brote se informó a la OMS el 31 de diciembre de 2019). A ese mismo virus, el Comité Internacional de Taxonomía de Virus (ICTV, por sus siglas en inglés) lo llamó SARS-CoV-2, un miembro de la familia de otros virus que fueron detectados antes, los SARS-CoV, dejando en claro que este era un virus totalmente nuevo. Este virus fue incluido dentro de la categoría taxonómica de los Coronaviridae, CoV, o Coronavirus, llamado así por las extensiones que lleva encima de su núcleo que se asemejan a la corona solar. Su descubrimiento fue revelado en la revista Nature en 1968[10].

Los científicos, con respecto al COVID-19, dicen que son una familia llamada “coronavirus” que pueden causar enfermedades como el resfriado común denominado “síndrome respiratorio agudo grave” el llamado SARS y el síndrome respiratorio de Oriente Medio MERS (por sus siglas en inglés). Pero ahora ha mutado como síndrome respiratorio agudo grave coronavirus 2 (SARS-CoV-2) o coronavirus 2019 (COVID-19) originario en la ciudad de Wuhan en China en diciembre de 2019.

Se le quiso hacer creer a la humanidad que fue por transmisión comestible de carne de murciélago y luego se a firmó que del pangolín por parte de los pobladores de Wuhan. Todo esto ha sido desmentido por otros científicos tanto de China como de expertos virólogos de otras naciones.

Desde este escrito nuevamente manifiesto que nada queda escondido a los ojos de Dios, escrito está: “Porque no hay nada oculto que no haya de ser manifestado; ni escondido, que no haya de salir a luz[11]. Luego veremos, el verdadero significado de la palabra “CORONA” y COVID-19.

Primeras noticias del CORONAVIRUS-COVID-19-

En abril 3 de 2015 Bill Gates, en un discurso en TED, manifestó que la “próxima catástrofe mundial” iba a ser una pandemia. Igualmente refirió que: “Puede que exista un virus con el que las personas se sientan lo suficientemente bien mientras están infectadas para subirse a un avión o ir al supermercado y eso haría que se extienda por todo el mundo de manera muy rápida”; “para una gran epidemia se necesitan millones de personas trabajando. La Organización Mundial de la Salud (OMS) existe para monitorear las pandemias. La falta de preparación podría hacer que la próxima epidemia sea mucho más devastadora que la del ébola”[12].

Curiosamente, en septiembre de 2015 se presentó una epidemia en Arabia Saudita y se la llamó Síndrome Respiratorio de Oriente Medio – Coronavirus (MERS-CoV). Sobre su epidemiología se dijo que: “Su tasa de letalidad es del 40,7%. Existieron 964 casos confirmados notificados hasta el 5 de diciembre de 2015, de los cuales 392 fallecieron. El rango de edad de los casos diagnosticados osciló entre 2 y 94 años, y por sexo su distribución es, 63% de los casos son hombres y el 37% mujeres. La mayoría de los casos de MERS-CoV ocurrieron en cinco países del Oriente Próximo: Arabia Saudí, Qatar, Jordania, Emiratos Árabes y Omán. Siendo Arabia Saudí el que acumuló el mayor número de casos (827)”. Los síntomas que se presentaron fueron los mismos que hoy padece toso el mundo: “la enfermedad respiratoria aguda severa con fiebre, tos y dificultad para respirar. La mayoría de los pacientes han desarrollado una neumonía. Algunos han presentado también síntomas gastrointestinales y fallo renal. Recientemente se han producido casos con síntomas leves de enfermedad respiratoria e incluso pacientes asintomáticos” [13].

Posteriormente, en Italia se divulgó, noviembre 16 de 2015, a través de un noticiero televisivo (RAI 3)[14], sobre un experimento con un virus el cual se había creado un “coronavirus” a partir de murciélagos y ratones para investigar el efecto de este tipo de virus en los humanos. Luego se buscó desmentir que tal suceso.

En diciembre de 2019 se presenta en Wuhan en China la epidemia de coronavirus que hoy tiene azotado al mundo. Surge la información que el citado virus es propagado por el consumo de carne de murciélago, luego se dijo que del pangolín, luego que había sido producto de unas pruebas en uno de los laboratorios en Wuhan y se produjo un accidente; y, ya más luego que ese virus había sido elaborado en dichos laboratorios.

Bueno, como sea, la biblia en levítico 11:11-19 claramente manifiesta que es abominación y no se debe comer, entre otros animales que relaciona, al murciélago.

El Dr. David Diamond -teólogo-sociólogo Boliviano de origen Israelita- nos enseña[15]cómo en la biblia no solamente figura tal situación sino que, adicionalmente, guarda en su interior códigos secretos[16]; También lo refiere el rabino Matiyahu Glazerson, quien es un estudioso que se dedica en el método de omitir letras en la Torá, asegura que en el libro Levítico se puede ver las palabras «virus», «corona», «órgano animal» y «Chino»[17].

La Organización Mundial de la Salud (OMS)

Las Naciones Unidas están claramente vinculada, sin lugar a dudas, con EL Nuevo Orden Mundial y es a través de ella y sus organizaciones internacionales (y masónico-luminati) mediante las cuales el mundo, la población mundial acatará todas sus decisiones. Tiene el claro monopolio de todo:  la educación, la ciencia y la cultura mediante la UNESCO con su slogan “Construir la paz en la mente de los hombres y de las mujeres”y para ello, como lo dijo Robert Muller (quien fuera Subsecretario General de la ONU) se realizaría:mediante el fundamentalismo de una religión que una y profese una espiritualidad global…” y “conducir a nuestros niños hacia una ciudadanía global, creencias centradas en la tierra (naturaleza), valores socialistas y mentalidad colectiva, la cual es requerida para la fuerza trabajadora del Siglo XXI”; “Un desarrollo de educación global hoy puede sonar utópico, pero para finales del año 2000 esto será una realidad diaria en el mundo, una realidad en las escuelas del mundo”; “La paz será imposible si no se logra domar el fundamentalismo mediante una religión que una y profese una espiritualidad global y trabaje para la salud del planeta”.

Esta Organización Mundial de la Salud (OMS), con su aparentemente preocupación por lo acaecido fue quien abrió las puertas de la desinformación y permitió que el virus se propagara a nivel mundial. Igualmente, esta organización se encuentra liderando la creación de una “vacuna” (tema al que me referiré más adelante). Pero será a través de la OMS que se establecen todos los protocolos, para cuando la vacuna este lista, y crear confianza en toda la humanidad a fin esta sea inyectada, inoculada a cada ser humano. Ese va ser el papel definitivo que cumplirá la OMS y del cual se venía preparando para ello. El ser la puerta de ingreso al NOM.

El Consejo Económico y Social (Ecosoc) de la Organización de las Naciones Unidas asiste a la Asamblea General en promocionar la cooperación y desarrollo económico, social e internacional. Los recursos humanos y financieros de todo el sistema de las Naciones Unidas. Todo junto con el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), El Fondo Internacional para el Desarrollo Agrícola (FIDA), a Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), todo con apoyo del Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional. Es decir todo el aparato económico mundial, sumándose a ello la llamada Comunidad económica europea y China.

LO QUE DICEN CIENTIFICOS QUE HUYERON DE CHINA

República Popular de China[18].

Debemos primero observar que China es un país comunista, un Estado unipartidista con más de 1.400 millones de personas. Desde el año 2014 ha alcanzado la primacía mundial en términos de PIB medido en paridad de poder adquisitivo y manteniéndose como la segunda potencia por PIB nominal. Es el mayor exportador e importador de bienes y la primera potencia industrial. Dispone del tercer ejército más numeroso del mundo, posee armas nucleares y cuenta con el segundo presupuesto militar después de Estados Unidos.  Es miembro de la ONU desde 1971, año en que reemplazó a la República de China como miembro permanente del Consejo de Seguridad de las naciones Unidas, y es reconocida diplomáticamente por casi todos los países del mundo. También es miembro formal o informal de numerosas organizaciones multilaterales, como la OMC, la APEC, los BRICS, la Organización de Cooperación de Shanghái y el G20. Es considerada una superpotencia emergente.

Este país es gobernado por el Partido Comunista Chino (PCCH) que opera de forma centralizada y tiene dirigentes en cada ciudad y región del país. El presidente es elegido por la Asamblea Popular Nacional -el Parlamento-, que está controlado por el PCCh.

No existe la libertad de prensa y con excepción de unos pocos medios escritos privados, el sector mediático está bajo control estatal (y es pro gobierno). Según el organismo de derechos humanos Human Rights Watch, el gobierno chino “mantiene un estricto control sobre internet, los medios masivos y la academia”. También “persigue a comunidades religiosas” y “detiene de forma arbitraria a los defensores de los derechos humanos”.

El país tiene el monopolio económico: el Estado determina, por ejemplo, el precio del yuan y quién puede comprar divisas. Es el que controla las empresas más grandes del país, que manejan los recursos naturales.  Oficialmente es el dueño de toda la tierra, aunque en la práctica las personas pueden poseer propiedades privadas. Controla el sistema bancario, por lo que decide a quién se le otorga préstamos. Las empresas privadas chinas deben someterse a inspecciones estatales y tienen “comités partidarios que pueden influenciar la toma de decisiones”, cuenta Broderick.

La situación de los derechos humanos siguió caracterizándose por la represión sistemática de la disidencia. El sistema de justicia seguía plagado de juicios injustos y casos de tortura y otros malos tratos bajo custodia. China continuó tratando como secreto de Estado toda información referente al uso generalizado de la pena de muerte en el país.

Se aplican medidas de represión particularmente duras, disfrazadas de lucha “contra el separatismo” o “contra el terrorismo”, en la Región Autónoma Uigur de Sinkiang (Sinkiang) y en las zonas de población tibetana (Tíbet). Las autoridades sometieron a vigilancia invasiva, detención arbitraria y adoctrinamiento obligatorio a la población uigur, kazaja y de otros grupos étnicos predominantemente musulmanes.

El gobierno continuó intimidando, hostigando y enjuiciando a defensores y defensoras de los derechos humanos y a ONG independientes, irrumpiendo incluso en sus domicilios y oficinas. Además, la policía vigilaba, acosaba y detenía a familiares de defensores y defensoras, y también restringía su libertad de circulación.

China legalizó la detención arbitraria y secreta —como la llamada “vigilancia domiciliaria en un lugar designado”—, y autorizó también por ley el sistema extrajudicial de detención denominado liuzhi. Estos procedimientos permitían la detención en régimen de incomunicación durante periodos prolongados, y entrañaban mayor peligro de tortura y otros malos tratos y de “confesiones” forzadas.

Su población es amenazada, detenida o amonestada por tener actividad en Twitter, red social oficialmente prohibida en el país. En su control del ciberespacio, China fue más allá de su “Gran Muralla Cortafuegos” y lanzó potentes programas maliciosos y ataques de denegación de servicio contra servidores, páginas web y aplicaciones de mensajería extranjeros que consideraba problemáticos.

Las autoridades encarcelaron a líderes religiosos no reconocidos por el partido por “poner en peligro la seguridad del Estado”. El 30 de diciembre, el pastor Wang Yi, de la Iglesia del Pacto de la Lluvia Temprana, fue condenado a nueve años de prisión por “operación empresarial ilegal” e “incitación a la subversión del poder del Estado”. Ha destruido todas la iglesias cristianas que no cumplen dentro del templo  con sus propósitos de adoración al presidente de la nación ni cantan el himno nacional ni los protocolos de las ceremonias con base a lo elaborado e  impuesto por el PCCH.

El gobierno de China considera los derechos humanos como una amenaza existencial. Su reacción podría representar una amenaza muy grave a los derechos de las personas de todo el mundo.

El Partido Comunista Chino, preocupado por el hecho de que permitir la libertad política pueda poner en riesgo su poder, ha creado un estado de vigilancia orwelliano de alta tecnología, así como un sofisticado sistema de censura de Internet, para monitorear y eliminar la crítica pública. En el extranjero, utiliza su creciente influencia económica para silenciar a críticos y llevar a cabo un intensísimo ataque al sistema global para el reconocimiento efectivo de los derechos humanos, desde que este sistema comenzó a surgir a mediados del siglo XX.

El gobierno PCCH ataca a cualquiera que se atreva a cuestionar su represión”[19].

La científica China Li-Meng Yan

Especialista en virología e inmunología, manifestó al diario ELMUNDO[20] (del cual hago transcripción de todo su contenido) que ella era una de las virólogas encargas de estudiar el coronavirus, hasta que sus descubrimientos la llevaron a tener que huir de China a EEUU. La especialista afirmó que el virus no proviene de la naturaleza ni salió del mercado de Wuhan (China). Dijo que las autoridades chinas mintieron. Ella tuvo que huir porque su país no la quería dejar que contará lo que sabía: “Si hubiese contado mi historia en China hubiera terminado desaparecida o asesinada”. Dijo que el Gobierno chino sabía de la existencia y el peligro del nuevo coronavirus tiempo antes de anunciar oficialmente sobre el brote ocurrido en Wuhan. Relata, además, que sus superiores callaron y ocultaron su investigación sobre la Covid-19, cuyos hallazgos podrían haber ayudado a salvar muchas vidas.(https://www.facebook.com/FoxNewsVideo/videos/1611085562394039/?extid=21MesAGhyk5vIwVy)

Esta viróloga asegura que fue una de las primeras científicas del mundo en estudiar el coronavirus. Fue a finales de 2019 cuando recibió el mandato de un supervisor y consultor de la OMS, el doctor Leo Poon, que le ordenó llevar a cabo una investigación secreta cobre un nuevo coronavirus parecido al SARS, que había surgido en China a finales de ese año.

“El Gobierno de China se negó a permitir que los expertos extranjeros, incluidos los de Hong Kong, investigaran en China (…) Recurrí entonces a mis amigos para recabar más información”, explica. Fue entonces cuando amigo, científico del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de China, le contó a Yan el mismo 31 de diciembre de 2019 la transmisión de persona a persona que presentaba como característica el nuevo coronavirus. Tanto China como la OMS lo reconocieron mucho tiempo después.

Unos días después, el 9 de enero de 2020, la OMS emitió una declaración: “Según las autoridades chinas, el virus en cuestión puede causar enfermedades graves en algunos pacientes y no se transmite fácilmente entre las personas… Hay información limitada para determinar el riesgo general de este grupo informado “.

Los problemas de Yan comenzaron cuando advirtió al Gobierno de la letalidad y peligrosidad del coronavirus, muchos antes de que China reconociera el problema. “Sé cómo lo ocultaron”, asegura a la Fox. A partir de ese momento afirma que intentaron silenciarla por todos los medios.

Lo que está viróloga denuncia es que las alertas de que nos encontrábamos ante un virus letal y muy peligroso fueron ignoradas y silenciadas por las autoridades chinas sino también por la OMS. Según Yan, ambos conocían el peligro mucho antes de que saltaran las alertas internacionales.

Después, el número de transmisión de persona a persona comenzó a crecer exponencialmente, y Yan comenzó a buscar respuestas. “Hay muchos, muchos pacientes que no recibieron tratamiento y diagnóstico a tiempo”, dijo Yan. “Los médicos del hospital tenían miedo de hablar”, añade. Yan volvió a informar de sus hallazgos a su responsable el 16 de enero, pero fue cuando supuestamente le dijo que “se quedara callada y que tuviera cuidado”. También afirma que el codirector de un laboratorio afiliado a la OMS, el profesor Malik Peiris, lo sabía pero no hizo nada al respecto.

Yan, que mantiene el lugar en el encuentra oculto, ha provocado que la universidad de Hong Kon, donde trabajaba, haya querido borrar todo rastro suyo del mapa. Ha eliminado su página de la universidad y ha enviado un comunicado en el que informa de que la viróloga ya no forma parte de su equipo. Yan afirma que el gobierno en el país donde nació está tratando de destruir su reputación y acusa a los matones del gobierno de coreografiar un ataque cibernético contra ella con la esperanza de mantenerla callada. Por su parte, la embajada china en los Estados Unidos le dijo a Fox News que no saben quién es Yan y sostienen que China ha manejado la pandemia heroicamente.

Ai Fen

Era directora de Emergencias en el Hospital Central de Wuhan cuando informó a las autoridades sobre la aparición del brote de coronavirus. En aquel momento, las autoridades la reprendieron por haber informado sobre el tema antes de que los altos mandos del gobierno admitieran la existencia de esa enfermedad, que luego se diseminó por el mundo. Fen fue la primera doctora en notar que un grupo de pacientes en el Hospital Central de Wuhan tenían síntomas intensos de una gripe especial. Su descubrimiento fue realizado un mes antes de que los funcionarios de la China informaran al mundo sobre el brote de Covid-19.(https://www.lanacion.com.ar/el-mundo/coronavirus-desaparecio-china-primera-medica-alerto-enfermedad-nid2349796)

La doctora dijo a una revista en marzo que las autoridades chinas la habían reprendido duramente por decirle al mundo que el nuevo coronavirus podría extenderse a nivel mundial si China no actuaba.

Desde marzo de 2020, la doctora Fen está desaparecida. Se evaporó sin dejar rastros, según consigna el programa australiano 60 minutes[21].

Li Wenliang,

Médico que también intentó emitir una de las primeras advertencias sobre el coronavirus alertar a sus colegas médicos advirtiendo sobre un virus que creía que se parecía al SARS, otro coronavirus mortal, pero fue ignorado por las autoridades chinas. Le dijeron que “dejara de hacer comentarios falsos” y fue investigado por “propagar rumores”. (https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-51371640)

El médico finalmente contrajo la enfermedad mientras trabajaba en el Hospital Central de Wuhan y murió el 7 de febrero

______________________________________________________________________

TODO ESTO HA SIDO PROGRAMADO POR EL HOMBRE.
Dice experto: “El Covid-19 no es el nombre del virus sino el nombre del plan internacional para el control y la reducción de poblaciones que ha sido desarrollado desde décadas y lanzado en el año 2020”.
¿QUE DICEN OTROS MÉDICOS Y CIENTÍFICOS AL RESPECTO?
CONTINÚA… en nuestro próximo escrito de “EL COVID-19 EL NOM II”


[1]Dr. Roberto Petrella. Médico Italiano

[2] Deuteronomio: 28: 21,27-28;32-39; 58-61

[3] https://www.wikicristiano.org/diccionario-biblico/significado/pestilencia/

[4] (Ex. 5:3; Nm. 14:12; 2 Cr. 7:13; Sal. 91:3, 6), se encuentra con mayor frecuencia en los escritos de los profetas (Jer. 21:6; 27:8; Ez. 7:15; 28:23; Am. 4:10; etc.) y allí se asocia frecuentemente con los términos “espada” y “hambre”, como en la expresión “con espada, con hambre y con pestilencias” (Jer. 14:12; 21:9; 32:36; Ez. 6:11;12:16; etc.).

[5] Mt. 24:7; Lucas 21:11; Hechos 24:1-5; apocalipsis 6:8 y 18:8.

[6] Lee “las señales están dadas 7” en:  https://www.phinformativo.com/las-guerras-la-hambruna-y-las-pestilencias-en-el-mundo-se-han-cumplido/

[7] June Dalziel Almeida fue una viróloga escocesa que, con escasa educación formal, se convirtió en Doctora en Ciencia y pionera en identificación, diagnosis y obtención de imágenes de virus.​​ Fue la primera persona en ver un coronavirus en un microscopio.​ Descubrió un tipo nuevo de coronavirus. https://mujeresconciencia.com/2020/05/21/june-almeida-y-el-retrato-de-los-coronavirus/

[8] https://www.youtube.com/watch?v=NhANi-fW4dc

[9] https://www.infosalus.com/farmacia/noticia-av-oms-da-nombre-oficial-nuevo-coronavirus-ahora-sera-covid-19-20200211170301.html

[10] https://www.bbc.com/mundo/noticias-51912089

[11] Marcos 4:32 (RV 1960)

[12] https://www.eluniversal.com.mx/techbit/las-predicciones-de-bill-gates-sobre-el-coronavirus

[13]http://fundacionio.org/viajar/enfermedades/coronavirus.htmlhttps://medlineplus.gov/spanish/ency/patientinstructions/000723.htm

[14] http://www.rai.it/dl/RaiTV/programmi/media/ContentItem-5e3275ba-475c-4cf4-b402-1e27dc47565b.html

[15] https://www.youtube.com/watch?v=qaSLRUQcIgk

[16] El Nuevo Código Secreto de la Biblia. Michel Drosnin.

[17]https://itongadol.com/internacionales/coronavirus-rabinos-aseguran-que-la-enfermedad-esta-anunciada-en-el-libro-de-levitico;https://www.cronica.com.ar/mundo/Rabino-advirtio-que-el-mundo-se-termina-en-2021-y-que-la-Tora-predijo-el-coronavirus-20200809-0030.html

[18] https://es.wikipedia.org/wiki/Rep%C3%BAblica_Popular_China;  https://www.es.amnesty.org/en-que-estamos/paises/pais/show/china/ https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-49749240; https://www.hrw.org/es/world-report/2020/country-chapters/337324

[19]https://www.hrw.org/es/world-report/2020/country-chapters/337324

[20] https://www.elmundo.es/ciencia-y-salud/salud/2020/07/12/5f0aca71fc6c831f408b4717.html

[21] https://gript.ie/60-minutes-wuhan-whistle-blower-dr-ai-fen-has-disappeared/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *